RSE

El Instituto de Crédito Oficial, por la labor que desarrolla, ha estado tradicionalmente muy familiarizado con los principios que promulga la Responsabilidad Social Empresarial (RSE).

La RSE en el ICO se articula en torno a los siguientes aspectos:

Política de Responsabilidad Social Empresarial

El objetivo de la Política de Responsabilidad Social es que el ICO sea una entidad integradora de los valores éticos sociales y ambientales, transparente y comprometida socialmente que aplica los principios de buen gobierno y así sea reconocida en su actividad y en su relación con sus diferentes grupos de interés.

Descargar Política RSE del ICO

Transparencia y comunicación

El ICO tiene el compromiso de facilitar a todos sus clientes una información veraz y precisa de las características y condiciones de sus productos y servicios, así como dar una respuesta rápida a todas las consultas y reclamaciones que dichos clientes puedan tener. Para ello, dispone de distintos canales de comunicación que permiten la accesibilidad efectiva a la información.

El ICO elabora anualmente su Memoria de RSE siguiendo el estándar de GRI. Además, elabora el Informe de Progreso del Pacto Mundial de Naciones Unidas.

Relaciones con grupos de interés

Clientes

Una de las mayores dificultades con que se encuentran las pymes y autónomos que quieren poner en marcha o consolidar un negocio, es el acceso a la financiación necesaria para iniciar la actividad.

El ICO, en su labor tradicional de ayuda a los colectivos que tienen mayores dificultades para acceder al crédito, adapta anualmente su oferta de productos de financiación a las necesidades de la sociedad, principalmente de las pymes y autónomos.

Proveedores

El ICO promueve los principios de la RSE también en la relación con sus proveedores, incluyendo en sus procesos de contratación requisitos sociales y ambientales.

Empleados

El ICO tiene desarrollada e implantada una política de recursos humanos basada en la diversidad, la no discriminación y la igualdad de oportunidades para todos los empleados.

El desarrollo profesional de los empleados del ICO se ampara también en un importante plan anual de formación aplicable a todos ellos, en el que se combinan acciones formativas específicas para el puesto de trabajo con otras de carácter generalista que fortalece la formación y cualificación de los empleados para acometer otras actividades. En dicho plan de formación se incluyen además acciones formativas de aprendizaje de idiomas.

Medio ambiente

El ICO se preocupa por la protección del medioambiente: reduciendo el impacto medioambiental de su actividad empresarial; financiando proyectos de inversión dirigidos a la protección del medioambiente, y analizando el impacto social y medioambiental de éstos.

Si bien la actividad empresarial del ICO no tiene un impacto significativo sobre el medio ambiente, es compromiso de la institución realizar un consumo responsable de los recursos que utiliza, intentando minimizar los efectos perjudiciales que produce su actividad. Uno de los objetivos del Instituto es contribuir a la preservación del medio ambiente mediante la promoción del reciclaje y la recuperación de los materiales susceptibles de ser reutilizados.

Para reducir sus implicaciones medioambientales directas, el ICO realiza un control periódico de los consumos de electricidad, agua, residuos gestionados y emisiones generadas. De esta forma, se establecen mecanismos de reducción de los mismos.

El ICO tiene elaborado un manual de buenas prácticas ambientales, distribuido a través de la intranet para general conocimiento de todos los empleados. Su objetivo es dar a conocer el impacto ambiental de las actividades del ICO, tanto a nivel institucional como en lo que respecta a la actuación de los trabajadores.

Voluntariado corporativo

El ICO tiene desarrollado un Plan de Voluntariado Corporativo con el objetivo de aportar su know how para el desarrollo de proyectos emprendidos por colectivos con riesgo de exclusión social. Además, el plan pretende sensibilizar a los empleados para que participen en acciones de apoyo y ayuda a estos colectivos.

Acción social

Se desarrolla básicamente por la Fundación ICO, creada en 1993 con el fin de promocionar, desarrollar, proteger y fomentar toda clase de estudios, investigaciones y demás actuaciones relacionadas con temas económicos, científicos, tecnológicos, medioambientales, urbanísticos, sociales, profesionales, laborales, culturales, artísticos, educativos, cívicos, humanitarios y de interés general.

Organizaciones sectoriales

El ICO es firmante de los 10 Principios del Pacto Mundial de Naciones Unidas, y socio y vocal del Comité Ejecutivo de la Red Española del Pacto Mundial.

El ICO es socio de Forética.

Certificación EFR

La certificación efr reconoce las buenas prácticas de conciliación trabajo-familia que desarrollan aquellas organizaciones que apuestan por fomentar el equilibrio entre la vida laboral y personal,  iniciativa especialmente alineada con el ODS número 8:
 
ODS 8 TRABAJO DECENTE Y CRECIMIENTO ECONOMICO
 
El ICO valora, promueve y facilita el equilibrio entre la vida personal y profesional de sus profesionales. Alcanzar un equilibrio entre la vida personal y profesional fomenta la motivación, el optimismo y el bienestar de los trabajadores. 
 
El ICO obtuvo el certificado efr número 400 el 5 de diciembre de 2014, formalizando su compromiso de una manera decidida y profesional en avanzar en materia de conciliación para mejorar la calidad de vida de sus colaboradores, y se convierte en una de las primeras compañías del sector público en recibir la certificación efr, promovida por la Fundación Masfamilia y avalada por el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social.  La certificación efr reconoce a aquellas organizaciones que se implican en la generación de una nueva cultura socio-laboral y empresarial basada en la flexibilidad, el respeto y el compromiso mutuos. 
 
Para obtener dicho certificado, el ICO se sometió a un minucioso proceso de diagnóstico y auditoría externa para acreditar la implementación de procesos que fomentan el empleo de calidad, la igualdad de oportunidades o la armonía entre la vida familiar y profesional, tomando como base la legislación vigente. 
 
Este compromiso es objeto de revisión periódica mediante la realización de auditorías externas. Hemos renovado nuestra certificación en el año 2018.
 
La certificación implica un compromiso a largo plazo de continuidad y voluntad para preservar y potenciar la conciliación y la igualdad de oportunidades en la cultura empresarial y aporta una metodología eficaz como herramienta de gestión y de puesta en valor. Se trata de un modelo de gestión basado en la mejora continua, que responde a una nueva cultura de trabajo en el ámbito de la Responsabilidad Social Empresarial.
 
El Instituto cuenta con un amplio conjunto de medidas que fomentan el equilibrio de la vida personal, familiar y profesional, y que se encuadran en distintos ámbitos: calidad en el empleo, flexibilidad,  apoyo a la familia, desarrollo personal y profesional,  igualdad de oportunidades y violencia de género.
PREMIOS