Newsletter ICO | Noticia
Logo ICO

NEWSLETTER ICO

Nº 10 Marzo 2015

Entrevista a Rodrigo Robledo y Marisol Trespalacios

El ICO es el único banco público español, depende del Ministerio de Economía y Competitividad y entre sus principales funciones destaca la financiación de los proyectos de inversión de los autónomos y empresas españolas, a través de las Líneas de Mediación y de los programas de financiación directa.

Para financiar su actividad, el ICO capta fondos en los mercados nacionales e internacionales desde hace más de veinte años. Además, en los últimos años y debido a la necesidad de búsqueda de fuentes de financiación nuevas, el ICO ha fortalecido su actividad con organismos multilaterales a través de la firma de préstamos bilaterales con estos bancos para fondear las Líneas ICO. A lo largo de 2014, ICO ha captado fondos a medio y largo plazo por un importe de 10.175 millones de contravalor en euros.

Su actividad financiera sitúa al ICO como uno de los principales emisores de  referencia en los mercados de capitales. El equipo de profesionales de la Subdirección de Financiación y Tesorería del ICO  contribuyen a ello con su trabajo diario y son los encargados de alimentar el músculo financiero que permite al ICO desarrollar su actividad y financiar las inversiones del tejido productivo español. Ellos son los responsables, entre otras funciones, de  captar recursos financieros en los mercados mediante la emisión de bonos y de gestionar la liquidez.

Para conocer más de cerca su actividad y su valoración del papel del ICO en los mercados de capitales, vamos a entrevistar a dos de sus responsables: Marisol Trespalacios, jefa de Área de Tesorería y a Rodrigo Robledo, jefe de Área de Mercado de Capitales.


¿Qué características tienen las emisiones del ICO?

Rodrigo Robledo: La principal característica que tiene el ICO es su calidad crediticia. Toda la deuda del ICO cuenta con la garantía del Reino de España sin límite temporal, que es de la máxima calidad: es una garantía directa, explícita, irrevocable e incondicional, gracias a la cual el Instituto tiene el mismo rating que el soberano.

Además de esto, la solidez de nuestro balance nos proporciona un valor añadido: nuestro ratio de morosidad se encuentra muy por debajo de la media del sector financiero en España, y nuestro ratio de capital Tier I está por encima del 20% (actualmente estamos cercanos al 24%).Por lo tanto, la  garantía del Reino de España, junto con la calidad del portfolio de crédito del ICO, hacen que nuestras  emisiones sean muy solventes.

¿Cuáles son los principales motivos de los inversores para invertir en el ICO?

R.R.: Los inversores valoran el riesgo público español, en un momento en el que las variables de la economía española son muy positivas, por lo que se sienten muy cómodos comprando ICO. Durante los últimos meses estamos viendo, cada vez más, que los inversores internacionales confían en España y una manera de entrar en España es comprando ICO.

Rodrigo Robledo, Jefe del Área de Mercado de Capitales




¿Qué perfil de inversores tiene el ICO?


R.R.: El perfil de los inversores es variado. Tenemos una combinación  de inversores domésticos  e internacionales y estos últimos tienen cada vez más interés por el papel de ICO. El año pasado el 80% de nuestra base inversora vino de fuera de España y este año estamos viendo que los datos son incluso más elevados. Nuestra base inversora está compuesta fundamentalmente por invsores europeos, pero también vemos una participación significativa por parte de Asia y otras partes del mundo, como Latinoamérica y Medio Oriente. Por tipo de inversores, es una combinación de bancos centrales, gestoras de activos, bancos, aseguradoras y fondos de pensiones.

¿Cuál ha sido la estrategia de financiación de ICO en el año 2014?

R.R.: Durante el año 2014 nuestra estrategia de financiación se ha centrado en dos partes:

En lo que respecta al corto plazo de la curva de financiación, hemos seguido una estrategia orientada a la diversificación: hemos diversificado por monedas (realizando emisiones en euros, dólares y libras esterlinas); por tipo de inversor (accediendo a tesorerías de bancos, gestoras de activos, banca privada, bancos centrales, aseguradoras y fondos de pensiones); y por zonas geográficas. Durante los años de crisis el mayor interés por nuestros bonos venía de Europa, y en 2014 hemos vuelto a ver de nuevo interés por los inversores no domésticos, que son realmente la base inversora tradicional de los bonos de ICO.

Con respecto a la parte media y larga de la curva de financiación, en 2014 el ICO ha firmado préstamos bilaterales con diferentes entidades multilaterales y agencias. Durante 2014 recibimos financiación del Banco Europeo de Inversiones y del Banco del Consejo de Europa. Es una financiación en condiciones muy ventajosas para el ICO.

Nuestra intención es mantener esta estrategia de financiación durante 2015. 

En los momentos anteriores de crisis de los mercados de capitales y de escasez de liquidez de los años pasados, ¿qué estrategia ha seguido el ICO para captar los fondos necesarios para hacer frente a su actividad, en concreto la líneas de mediación, que se han incrementado notablemente en los últimos años?

R.R.: Dado nuestro carácter contra-cíclico, durante los años de crisis más acentuada, el ICO tuvo una mayor actividad en la economía española, facilitando préstamos a pymes y autónomos en un momento de escasez de crédito bancario por parte de las entidades financieras privadas. En el año 2011 nuestra financiación alcanzó niveles récord de 27.000 millones de euros y en el año 2012 llegamos a los 19.000 millones. Para cumplir este programa de financiación, tomamos diferentes  medidas:

  • Emisiones de mayor volumen.
  • Emisiones a diferentes plazos de la curva, para tener acceso a diferente base inversora.
  • Incremento de las actividades de marketing, para explicar correctamente a los inversores  la situación macroeconómica de la economía española, así como la situación del ICO y nuestro programa de financiación.

Durante 2014 el ICO ha basado su estrategia en diversificar sus fuentes de financiación, tanto en términos de plazo como en lo referente a su base inversora, ¿En que se ha concretado esta estrategia?

R.R.: Durante 2014, y lo que llevamos 2015, estamos viendo una mejora sustancial de las condiciones de la economía española. Eso hace que muchos inversores no domésticos, que en los peores momentos de la crisis cerraron sus líneas para España, hayan reabierto sus líneas para riesgo público español y por lo tanto para ICO.

Como comentaba antes, nosotros estamos siguiendo una estrategia de diversificación de la base inversora,  aprovechándonos de ese buen momento de la economía española, y lo que queremos es volver a los estándares de antes de la crisis en los que el ICO colocaba en torno a un 90% de sus fondos con inversores no domésticos. Para ello, si bien seguiremos haciendo emisiones en euros, ahora estamos estudiando la posibilidad de entrar en otros mercados como son el mercado asiático o los mercados escandinavos (corona sueca, corona noruega, franco suizos), y aprovechar en definitiva esta reapertura de líneas para España.

Además, en un contexto en el que  muchos emisores están pagando rentabilidades negativas,  el ICO es uno de los pocos emisores públicos que sigue pagando rentabilidades positivas en euros. Eso hace que inversores internacionales no compren países que pagan rentabilidades negativas y compren España y, por lo tanto, ICO. De alguna forma, esto es también una ventaja  para ampliar nuestra base inversora internacional.

¿Quiénes  son los potenciales competidores del ICO en los mercados de capitales?

R.R.: El ICO se encuentra incluido dentro del sector de SSA, que son soberanos supra nacionales y agencias. Nuestros principales competidores son aquellas agencias en Europa que tienen el mismo rol que el ICO como banco de desarrollo y entidades supranacionales.

Por poner algún ejemplo, dentro del sector en Europa tenemos a CADES en Francia, KFW en Alemania, BNG en Holanda y a nivel de entidades supranacionales  podríamos hablar del  BEI dentro de la Unión Europea, ESM también en Europa, o el Nordic Investment Bank en los países escandinavos.

A grandes rasgos, ¿cuáles son las diferencias entre el papel del Tesoro Público como emisor a medio y largo plazo y el ICO?

R.R.: La principal diferencia con Tesoro es la prima de liquidez. Desde un punto de vista de crédito la garantía del ICO, al ser una garantía de máxima calidad, hace que comprar ICO sea lo mismo que comprar España, es decir, a nivel crediticio no tenemos ninguna diferencia. La única diferencia del ICO con respecto al Tesoro es que éste  tiene emisiones en euros de mayor volumen que las que tiene el ICO. Nuestras emisiones de referencia tienen un tamaño de 1.000 millones, aunque después incrementemos hasta un máximo de 3.500 millones. El Tesoro tiene emisiones por encima de ese importe, por lo que sus bonos son más líquidos.

En divisas diferentes al euro, el Tesoro sólo tiene emisiones en dólares y su liquidez en esta moneda es muy similar a la que tiene el ICO.  Por lo tanto la prima de liquidez entre Tesoro e ICO  existe únicamente en las emisiones públicas en euros, por el mayor volumen de las emisiones del Tesoro.

Además de la captación de  fondos a medio y largo plazo, la otra parte de la organización financiera es la gestión de la tesorería, que  está extremadamente ligada a la actividad diaria de la Institución y se encarga de calcular de forma precisa  las necesidades financieras en el corto plazo. ¿Cómo se gestiona la tesorería del ICO? ¿Se diferencia en algo la gestión de la tesorería del ICO con respecto a la de cualquier otra entidad financiera?

Marisol Trespalacios: Diariamente la tesorería analiza la posición que tiene el ICO en liquidez, tanto en euro como en el resto de divisas. En base a esa posición de liquidez, decide actuar en los diferentes mercados en los que el ICO está autorizado para operar. Generalmente la posición de tesorería de ICO en euros es larga, somos prestadores de euros y con esa posición prestamos sobre todo en el mercado interbancario y en el mercado de repos.

Con respecto a las diferencias con otras tesorerías, en las funciones básicas somos similar a cualquier otra entidad financiera. Nos diferenciamos sobre todo en la estructura, dado que somos una tesorería pequeña. No estamos divididos por productos, sino que todos los operadores actuamos en los mismos mercados, mientras que en cualquier entidad  financiera las tesorerías son grandes y hay equipos para los diversos productos en los que se opera. Aquí, al ser muy pocos, todos tenemos que saber en todo momento en que mercados estamos operando, cual es nuestra posición diaria en cada uno de los distintos mercados y por lo tanto el trabajo en equipo es fundamental.

Durante los últimos años, los plazos de la nueva deuda se han elegido en función de las necesidades de balance de ICO, y en 2014 un 62% de los fondos tiene un plazo menor o igual a tres años. ¿Cómo actúa el ICO ante las necesidades de liquidez a corto plazo y la gestión de excedentes de liquidez? ¿Qué tipo de operaciones y productos financieros contrata?

M.T.: Diariamente analizamos la posición de liquidez que tenemos, tanto en euros como en el resto de divisas, pero no sólo la posición de ese día  sino la posición en los próximos 3 meses a un año. Si vemos que estamos escasos en el corto plazo y necesitamos tomar fondos, en ese caso utilizamos nuestro programa de papel comercial, que nos permite captar fondos en un plazo entre una semana hasta un año. También podemos tomar depósitos en el mercado interbancario o a través de operaciones repo.

Si vemos que tenemos excedentes de dólares en un momento determinado y necesidades euros, podemos transformar esos dólares a euros, para ir generando la liquidez que necesitemos en el corto plazo.

Si lo que tenemos que hacer es prestar fondos porque estamos largos de liquidez, que suele ser nuestra situación habitual en el ICO, prestamos tanto en el mercado interbancario, como en el mercado de repos, y también podemos comprar pagarés de entidades financieras españolas, o comprar deuda pública española.

Marisol Trespalacios, Jefa de Tesorería

¿Cómo se produce la fijación de los tipos de interés de las líneas de mediación del ICO?

M.T.: Nosotros quincenalmente tenemos que cotizar todas las modalidades de préstamos a tipo fijo y a tipo variable que ICO concede a través de sus líneas de mediación. Esto son más de 25 modalidades y van desde plazos de un año hasta  20 años. Todos ellos  pueden llevar sistemas de amortización semestral o pueden ir con o sin carencia. Nosotros tenemos desarrolladas unas hojas de cálculo con cada una de las modalidades de los préstamos conectadas con Bloomberg para  tomar los tipos de interés en tiempo real de los distintos instrumentos, desde plazo de un mes hasta 20 años. Así, con las curvas de depósitos y las curvas de swaps, construimos los tipos de interés fijos tanto para euro como para dólar, que se van a aplicar a cada una de las modalidades de los préstamos de mediación.

Para tipos variables, tomamos como referencia el euribor a 3,6,9 y 12 meses, y el libor/dólar a 6 meses.

¿Cómo afecta el nuevo escenario de tipos de interés negativos en la gestión de la Tesorería del ICO?

M.T.: Una de nuestras máximas preocupaciones actualmente en la Tesorería es poder contrarrestar los tipos de interés negativos que existen ahora mismo en el mercado. Nuestra principal preocupación al abordar la gestión de nuestra liquidez  es no prestar en tipos de interés negativos.

El Banco Central Europeo puso por primera vez en junio de 2014 el tipo marginal de depósito a un tipo de interés negativo, a -0,10 puntos básicos y luego en septiembre lo bajó a -0,20 puntos básicos. Esto ha hecho que los tipos diarios que se cruzan  a partir del mes de septiembre aproximadamente estén todos los días en niveles negativos. Esto ha producido también que desde hace un mes aproximadamente, el euribor a un mes se sitúe en terreno negativo, lo que nos está obligando a modificar la gestión de nuestra liquidez.

Nosotros siempre hemos sido prestadores, y lo seguiremos siendo, pero intentamos tener unas posiciones de liquidez lo más reducidas posibles para evitar el coste, porque vemos que los tipos de interés a muy corto plazo son negativos y se va a tener que pagar por tener liquidez.

Esto está originando que la gestión de liquidez de las entidades y la nuestra esté cambiando y se estén buscando otros instrumentos para colocar a plazos más largos, o ajustarse más para tener menos excedente de liquidez.

Previsiones a futuro

La situación de la economía española está dando claros indicios de mejoría. ¿Percibís un mayor interés por las emisiones españolas entre los inversores extranjeros?

R.R.: Si, por supuesto. Durante 2014 hemos visto muchos inversores no domésticos reabriendo líneas para el ICO y esta tendencia está continuando durante este año. Los inversores han dejado de fijarse exclusivamente en el rating y la mayoría se fijan en los indicadores de la economía española que son muy positivos. Eso hace que manifiesten un interés creciente hacia el riesgo público español y hacia ICO.

M.T.: A través de nuestro programa de papel comercial que nos permite emitir tanto en pagarés en mercado doméstico como en papel comercial en el mercado internacional, hemos visto que se ha incrementado la demanda de nuestro papel. Así, desde finales de año que teníamos un saldo vivo del entorno de  300 millones de euros, hemos pasado en estos días a tener un saldo vivo de 1.000 millones. Esto demuestra que el papel de ICO está siendo más demandado, especialmente en los mercados internacionales.

En el actual contexto, en el que el efecto de las medidas excepcionales de liquidez del BCE se está reflejando  en una mejora sustancial de la situación del mercado crediticio y por lo tanto la actividad del ICO es esperable que disminuya, ¿se va a traducir esto en una disminución en el volumen de fondos captados por el Instituto?

R.R.: Así es, el ICO como entidad contra-cíclica ha sido más necesaria durante los años de la crisis. Como los mercados financieros se están normalizando y la situación económica en España ha mejorado, es esperable que una entidad como el ICO vuelva a los niveles de financiación previos a la crisis, en torno a los 6.000 millones. En los años más complicados, nuestro programa de financiación llegó hasta los 27.000 millones de euros, reduciéndose paulatinamente durante los últimos años: el año pasado hicimos 10.000 millones de euros y este año tenemos un objetivo de  6.000 millones de euros.

Recientemente el ICO ha lanzado una emisión de Social Bonds, por importe de 1.000 millones de euros, ¿cuáles son las características de la emisión y cuáles son las razones que han motivado ésta emisión? ¿Cuál ha sido la respuesta de los mercados ante la emisión?

R.R.: Durante el año 2014 observamos un interés creciente por parte de los inversores socialmente responsables por comprar este tipo de papel. En paralelo, por el lado de la oferta, los volúmenes emitidos de este tipo de bonos enfocados a la protección del medio ambiente y la responsabilidad social, aumentó considerablemente. 

Principalmente se habían hecho emisiones de bonos verdes, más orientados a proyectos  medioambientales, pero nosotros consideramos que tenía más sentido que el ICO, como banco de desarrollo, emitiera bonos sociales, que son aquellos que buscan un impacto social, en nuestro caso, maximizar el impacto sobre el empleo.

A finales de 2014 nos pusimos en contacto con diferentes bancos que habían asesorado a otros emisores y definimos los criterios  para la emisión de nuestro bono social: en primer lugar, los fondos captados se destinarán a dar préstamos a pymes establecidas en  regiones con un PIB per cápita inferior a la media nacional. Además, se excluían aquellos sectores no considerados socialmente responsables como pueden ser el alcohol, tabaco, juego, minería del carbón, etc.

Con los criterios establecidos, contactamos con una agencia de rating socialmente responsable, que después de su análisis y valoración, calificó nuestros bonos como socialmente responsables.

Ha sido la primera emisión de bonos sociales hecha por parte de una agencia europea y el mayor bono social por volumen emitido hasta la fecha. La respuesta del mercado y de los inversores ha sido muy satisfactoria. Nuestro objetivo es continuar emitiendo este tipo de bonos, porque  creemos que encajan muy bien dentro del cometido de ICO como entidad encargada de apoyar el crecimiento en España mediante los préstamos  a las pequeñas y medianas empresas.

Subdirección de Financiación y Tesorería del ICO
 

« Volver a Newsletter

Instituto de Crédito Oficial (ICO) - Paseo del Prado, 4 - 28014 Madrid - Tel.:91 592 16 00

Atención al cliente: 900 121 121

Copyright © 2015 Aviso Legal